'Incomestible', la cocina tradicional corta el apetito a muchos británicos

Anguilas en gelatina, tripa de oveja rellena de vísceras o pan de algas: estas delicias tradicionales de la cocina británica han perdido los favores de muchos consumidores, especialmente de las generaciones más jóvenes, según una encuesta de YouGov.

 

 

Junto con el pudin de carne y riñón, el hígado con cebolla, la morcilla y otras especialidades locales, estos platos ahora están clasificados como "incomestibles" ("crap"), según un sondeo realizado a más de 6.000 personas.

 

Solo 6% de los encuestados dijo apreciar la anguila en gelatina, plato típico del este de Londres, mientras que el pan de algas, una especialidad galesa, lo es por el 20%.

 

El haggis escocés, una tripa rellena de entrañas de oveja, obtiene un 16% de aceptación.

 

Este cambio en los gustos es sobre todo generacional: solo 15% de los consumidores entre 18 y 24 años aprecian el hígado con cebolla, frente a 58% entre los mayores de 55 años.

 

Conservan el aprecio de los paladares el inevitable "fish and chips" (pescado rebozado con patatas fritas), el sándwich de beicon, el tradicional asado de los domingos y el copioso desayuno inglés, con huevo frito, tocino, frijoles y tomate, de acuerdo con esta encuesta.

 

Sin embargo, el pollo tikka masala se sitúa sólo en la media, aunque muchos creían ver en este plato de origen indio el colmo de la cocina británica.

 

La encuesta provocó fuertes reacciones en Twitter, especialmente entre los escoceses, que se sintieron ofendidos al ver que sus platos nacionales son considerados como incomestibles. "Inglaterra es nula", reaccionó un internauta identificado como Limmy. "¡Independencia inmediata!", twiteó otro, Michael Gibbons.

 

La web culinaria "Great British Chefs" lamentaba por su parte el inmerecido desamor por el solomillo de buey estilo Wellington, envuelto en hojaldre, y la morcilla.

 

  • Visto: 334