La importancia de Punta Galeta en el ecosistema de Panamá

ML | Si Punta Galeta hablara, seguramente tendría muchas historias que contar. Desde hace más de medio siglo, la pequeña estación de investigación del Smithsonian en el Caribe colonense ha despertado la curiosidad de innumerables científicos, estudiantes y educadores, por su diversidad de hábitats y la riqueza de su flora y fauna.

 

Al llegar a ella, lo primero que nos recibe son sus bosques de manglar. Allí conviven varios tipos de mangle, como el rojo, blanco, negro y gris, cada uno con características particulares, pero que en conjunto cumplen funciones importantes: protegen la costa de mareas fuertes y posibles inundaciones, ayudan a capturar el carbono del ambiente y albergan una variedad de especies marinas en sus primeras etapas.También los habitan perezosos, cocodrilos, aves, serpientes, insectos y cangrejos.


El bosque de manglar depende de otros dos hábitats marino costeros para hacer mejor su trabajo: los pastos marinos y los arrecifes de coral.

Estos se pueden encontrar a unos cuantos pasos, en las aguas cristalinas de las costas de Galeta. El primero asemeja una pradera submarina y sirve de hogar y alimento a muchas especies marinas en sus etapas juveniles.

Y finalmente, los arrecifes de coral, para muchos el más vistoso de los tres hábitats. Estas hermosas estructuras son el resguardo de muchas especies marinas adultas, pero también son la primera barrera de protección entre los océanos y la costa.

 

  • Visto: 373