Se subasta un tramo de las escaleras originales de la torre Eiffel

EFE |  Un tramo de las primeras escaleras que sirvieron para subir a la torre Eiffel cuando se inauguró en 1889 se exponen desde hoy, 8 de noviembre de 2018,  y hasta el día 27 en la casa de subastas Artcurial de París antes de sacarse a la venta.

La pieza por la que se abrirá la puja formó parte de las históricas escaleras helicoidales que conectaban el segundo piso de la torre con el tercero.


La instalación por razones de seguridad de un ascensor entre estos dos últimos pisos de la Dama de Hierro francesa en 1983 obligó a desmontar las escaleras, que se dividieron en 24 partes de entre 2 y 9 metros de altura.


Una de ellas se conserva actualmente en el primer piso del monumento y otras tres en museos franceses: los parisinos de Orsay y La Villette y el de Historia del Hierro de Nancy.

 

El resto fueron subastadas el mismo año que se retiraron. Algunas se exhiben en diversos puntos del mundo, como la Fundación Yoishii en Yamanashi (Japón), la Estatua de la Libertad de Nueva York (EEUU) y el parque Disneyland de Orlando (EEUU).


Artcurial, que ya había puesto en venta en el pasado otros dos fragmentos de escaleras de la torre Eiffel, adjudicará ahora la pieza número 4, que mide 4,3 metros de altura.


El precio que ha estimado se sitúa entre los 40.000 y los 60.000 euros, aunque en 2016 en la puja que organizó por el tramo número 13 (que era más pequeño) se multiplicó por 10 su propia tasación, al llegarse a 523.000 euros. En 2013, Artcurial había adjudicado otra sección por 220.000 euros.


"La estimación es muy razonable, pero es probable que obtengamos un resultado muy superior. La magia de las subastas es única", comentó a Efe la especialista en Art Déco en la casa de subastas Cécile Tajan.


La historiadora del arte hizo hincapié en el gran interés que la pieza despierta en el mercado internacional: "El Art Déco francés siempre ha levantado pasiones en los clientes extranjeros, sobre todo en los estadounidenses".


"Como además -añade-, se trata de un símbolo de la capital francesa, creemos que puede atraer a coleccionistas diversos, no solo a interesados por el Art Déco, sino también a amantes de la historia, de Francia y de París".


El tramo número 4 de las escaleras fue uno de los que se subastaron en 1983 en París y fue adquirido posteriormente por un coleccionista canadiense "entusiasta de la cultura y de la historia francesas", detalló Tajan.


Tras exponerlo durante 30 años en su país, ahora ha decidido separarse de él y sacarlo de nuevo al mercado.


Construida por Gustave Eiffel con motivo de la Exposición Universal de 1889 de París, su torre fue una proeza técnica para la arquitectura del momento y el monumento más alto hasta 1930, cuando fue superada por el edificio Chrysler de Nueva York.


"Sorprendió mucho a los parisinos y fue criticada por un buen número de periodistas y críticos de la época -recordó Tajan-, pero finalmente se erigió como emblema de la modernidad y de la ciudad de París".

 

  • Visto: 103