Descubren ruinas de las primeras fortificaciones de Québec

Las ruinas de las primeras fortificaciones de la ciudad canadiense de Québec, edificadas por los colonos franceses en 1693, acaban de ser descubiertas en un estado de conservación excepcional, anunció el martes el responsable de un equipo de arqueólogos locales.

 


Se trata de "los cimientos de la muralla empalizada de Beaucours" que constituyen parte de "las primeras fortificaciones de Québec", dijo Jean-Yves Pintal, jefe del equipo de arqueólogos que descubrió la estructura de unos 20 metros durante los trabajos previos a la construcción de viviendas en el barrio histórico de la ciudad.

 


"Para nosotros, esta aventura empezó muy humildemente; descubrimos una pequeña pieza de madera clavada muy profundamente en un suelo negro. A partir de eso, sacamos nuestras palas y comenzamos a excavar el suelo muy suavemente y nos dimos cuenta que estábamos frente a un enorme vestigio, muy bien conservado", dijo Pintal.

 


Las ruinas son parte de un recinto construido, según los planos de Beaucours de 1693-1694 diseñados por el ingeniero militar francés Josué Dubois Berthelot, para reemplazar un sistema temporal edificado en 1690, el cual servía para defender la ciudad de posibles ataques de artillería inglesa.

 


Construidas por 500 militares y habitantes de Québec, las fortificaciones eran un enorme "encofrado hecho de maderas macizas de cedro, todas cortadas con hacha", precisó.

 


"Este es un gran descubrimiento para la ciudad de Québec, y también para toda Québec", declaró por su parte François Legault, primer ministro de esta provincia francófona, al destacar el estado "excepcional" de conservación de la estructura que había sido enterrada en la tierra arcillosa.

 


Las murallas serán removidas del suelo y se procederá a secar la madera, un trabajo que demorará dos años. "Debemos extraer esta invaluable empalizada y ello debe hacerse rápidamente. Ustedes saben que el aire gélido se nos acerca y que esta empalizada está llena de agua. No debe de congelarse", indicó la ministra de Cultura de Québec.

 


"La empalizada es parte de los secretos de esta ciudad que aún quedan por esclarecer", dijo por su parte Régis Labeaume, alcalde de Québec.

 


"Aún hay uno (secreto) grande",añadió "y es la tumba de (Samuel de) Champlain", fundador de la ciudad en 1608. " Y Pintal se puso como plazo un año para encontrarla", acotó.

 

  • Visto: 164