Guillermo del Toro en Venecia: 'soy presidente del jurado, no dictador'

EFE |  "Soy presidente del jurado, no dictador del jurado". Así de rotundo se mostró hoy Guillermo del Toro sobre su papel como responsable del grupo de cineastas que tendrán que decidir el palmarés de la 75 Mostra de Venecia, en la que compite su compatriota y amigo Alfonso Cuarón.

"Es importantísimo como adulto, profesional y cineasta, juzgar cabalmente las películas por lo que está en ese rectángulo y tener balance con los cineastas y hacedores de cine que están en el jurado", explicó Del Toro al ser preguntado por si siente más presión por tener que juzgar el trabajo de Cuarón.

Para él es igual "una película que viene de Australia o de México", en referencia al nuevo trabajo de Cuarón, "Roma", que se presenta mañana en Venecia, o a "Nuestro Tiempo", del también mexicano Carlos Reygadas, que llegará a la Mostra la próxima semana.

"Serán juzgados por lo que esté en ese rectángulo", agregó el cineasta, que el año pasado se llevó el León de Oro por "La forma del agua" y que en esta edición es el presidente del jurado de Venecia, acompañado, entre otros, por las actrices Naomi Watts y Trine Dyrholm, el actor Christoph Waltz o el cineasta Paolo Genovese. Una labor que le permite además ser testigo de la ascendente presencia del cine mexicano en los festivales internacionales como Venecia.

"Es muy hermoso ver cómo sigue creciendo la proyección internacional de narradores mexicanos, de cineastas mexicanos", dijo Del Toro, que recordó que hace apenas un par de décadas se había perdido mucho del terreno ganado por los narradores de su país en el panorama internacional.

Pero ahora está creciendo con nuevos y potentes talentos, entre los que destacó a Isa López, "una voz ahorita muy importante para mí" y a la que está produciendo un largometraje. Y destacó el hecho de que muchos cineastas mexicanos estén "compitiendo en la primerísima fila del cine mundial".

Al respecto, el director de la Mostra, Alberto Barbera, destacó la presencia cada vez mayor de películas mexicanas en Venecia, pero también en otros festivales como Cannes o San Sebastián. "Todo el subcontinente sudamericano es la región del mundo donde suceden cosas más interesantes (...).

El número de filmes de Latinoamérica está creciendo y con ese aumento crece la calidad de los filmes", agregó Barbera, para quien "los países más interesantes, ricos y significativos" en sus propuestas cinematográficas son México y Argentina.

Y más allá de nacionalidades, Del Toro expresó que espera como presidente del jurado de Venecia sorprenderse y descubrir cosas nuevas pero, sobre todo, renovar "un pacto con el cine que va más allá de su parte comercial y cultural, es una parte muy intima, una relación con el cine que se restablece a un nivel muy personal"

"Es una experiencia maravillosa y única porque sabes que, de alguna manera, le vas a cambiar la vida a alguien", manifestó Del Toro, que aseguró que todos los miembros del jurado están de acuerdo en que su decisión tiene que ser "seria y minuciosa".

Sin tener en cuenta si las películas han sido producidas por compañías tradicionales o por plataformas audiovisuales, como Netflix -que presenta, entre otras, "Roma"-.

"Las películas se juzgan por lo que existe dentro de un rectángulo, de lo que hay fuera podemos tener una opinión, pero aquí nos ocupamos solo de lo que está dentro del rectángulo, solo lo que hay dentro es lo que permite al cine existir", precisó el realizador de "El laberinto del fauno".

 

  • Visto: 86