El cineasta ucraniano Oleg Sentsov 'pierde la esperanza', según su prima

Kiev (AFP) -

El cineasta ucraniano Oleg Sentsov, en huelga de hambre desde hace unos cien días, 'pierde la esperanza' y 'ya no cree más' en su liberación de la prisión rusa donde se encuentra encarcelado, explicó este jueves su prima a la AFP.

Pese a las distintas peticiones hechas por escritores, actores, cineastas y dirigentes en defensa de este opositor a la anexión de Crimea, el Kremlin guarda silencio sobre este asunto, recuerda la gravedad de los delitos de 'terrorismo' por los que fue condenado y defiende que para su liberación puede pedir un indulto.

'Oleg pierde la esperanza', lamentó su prima Natalia Kaplan, que había explicado la semana pasada que recibió una carta del cineasta en la que confesaba que se acercaba su final.

'En su carta, me escribió que no debíamos decirle que se acercaba el momento de su liberación. Ya no cree en ella', aseguró Kaplan durante una entrevista realizada el jueves.

Según la prima, el estado de salud de Sentsov 'claramente se ha deteriorado' desde que empezó la huelga de hambre el 14 de mayo, con el objetivo de exigir la liberación de todos los 'prisioneros políticos' ucranianos encarcelados en Rusia.

El próximo martes 21 de agosto hará cien días que el cineasta dejó de tomar alimentos.

'Tiene un ritmo cardíaco muy débil, de solo 40 latidos por minuto. Se queja de que le duele el corazón', explicó Kaplan, quien recordó que para ahorrar fuerzas él intenta no levantarse de la cama.

Según la militante rusa defensora de los derechos humanos Zoia Svetova, que vio al cineasta ucraniano el martes pasado en el centro penitenciario ruso Gran Norte, Sentsov perdió 17 kilos y se encuentra en un 'estado pre-crítico', pero 'no tiene la intención de detenerse'.

'No es un suicida, confía en vivir. Me recordó a un enfermo de cáncer convencido en que vencerá el tumor y que vivirá', declaró Svetova a la AFP.

- Presión de occidente -

Los servicios penitenciarios rusos dijeron la semana pasada que el estado de salud del cineasta ucraniano de 42 años era 'satisfactorio'.

Contrario a la anexión de Crimea por Rusia en 2014, Sentsov fue condenado a una pena de 20 años de prisión en 2015 por 'terrorismo' y 'tráfico de armas', tras un proceso judicial que la oenegé Amnistía Internacional calificó de 'estalinista'.

Los embajadores del G7, además de numerosas personalidades del mundo de la cultura, como el cineasta francosuizo Jean-Luc Godard o el actor estadounidense Johnny Depp, pidieron su liberación.

Durante una discusión telefónica, el presidente francés, Emmanuel Macron, hizo el viernes pasado 'varias proposiciones' a su homólogo ruso, Vladimir Putin, para 'encontrar de manera urgente una solución humanitaria'.

Kaplan aseguró que espera que los gobiernos occidentales incrementen su presión sobre Moscú 'y que encuentren los mecanismos para liberar a Oleg y los otros prisioneros políticos'.

El caso del cineasta ucraniano también puede ser tratado en la reunión entre Putin y la canciller alemana Angela Merkel, que tendrá lugar este sábado en Alemania.

La madre de Sentsov, Liudmila, escribió a finales de junio una carta a Putin para pedirle el indulto de su hijo, pero el Kremlin no le respondió, según la prensa rusa.