Ars Electronica: un millar de creadores reflejan el "error" en la era digital

EFE | Las noticias falsas, el robo y uso abusivo de datos, el acoso en las redes sociales... Algo marcha mal en el mundo digital, reconoce el prestigioso festival Ars Electronica, que dedica la edición de este año a lo erróneo, lo falso y lo fracasado en un ámbito que nació como un sueño de un mundo mejor.

El certamen abre mañana sus puertas en la ciudad de Linz, capital de la región de Alta Austria, para abordar, con más de un millar de artistas y creadores, en qué encrucijada se encuentra la era digital.

"Error - El arte de la imperfección" es el lema del programa que durante cinco días convierte a Linz en un encuentro internacional, múltiple e interactivo, de vanguardia y alta tecnología.

Con más de quinientas "ofertas" de experimentos, conciertos, debates, conferencias, exposiciones, instalaciones, el programa invita al visitante a reflexionar, hasta el 10 de setiembre, sobre los errores y sus consecuencias, tanto negativas como positivas.

"Los filósofos han estado lidiando con el error desde la antigüedad", recordó la directora de Ars Electronica, Christine Schöpf, al presentar el programa en rueda de prensa.

"La situación actual muestra que algunas cosas van mal en la era digital, la mayoría de la gente está preocupada por le seguridad de sus datos y su privacidad, las noticias falsas te ponen los pelos de punta", destacó.

Pero por otro lado, se mostró confiada en el futuro, al considerar que precisamente en la imperfección y el riesgo radica "un potencial enorme", siempre y cuando el ser humano apueste por fortalecer su "inteligencia social" para hacer frente a la creciente inteligencia artificial.

La exposición temática se divide este año en dos bloques: el titulado "Error en curso", se centra en el aspecto artístico, mientras que bajo "Error, falso y fracaso" entra más en el plano científico.

Las novedades son muchas y, sin embargo, el concepto básico del festival, según su director artístico, Gerfried Stocker, sigue siendo fiel al lema que tenía cuando fue fundado hace 39 años: "una fiesta cultural muy intelectual, que busca avanzar en el pensamiento de las cosas".

Y por eso la edición trigésimo novena de este "festival para arte, tecnología y sociedad" es también gran una plataforma de logros y experimentos que invita no solo a expertos, sino al público en general, y en especial a los jóvenes.

Creadores de todo el mundo se dan cita aquí y cuentan con un punto en común: su osada entrega a los nuevos desafíos y a las ideas innovadoras.

Combinan así arte cibernético y mediático con robótica, animación, inteligencia artificial, realidad aumentada, tecnología -incluida la biotecnología-, neurociencias e ingeniería genética.

Fundado en 1979 como un proyecto piloto, este certamen se convirtió rápidamente en un referente mundial de máxima vanguardia.

El próximo viernes hará entrega de su prestigioso premio, el Nica de Oro del Prix Ars Electronica, que se otorga cada año en seis categorías y es considerado hoy el Óscar del arte digital.

 

  • Visto: 103