La diáspora de la izquierda

Los regímenes comunistas como los de Cuba, Venezuela y Nicaragua generan la mayor diáspora de los Siglos XX y XXI en la América criolla. Millones de latinoamericanos emigran a todas las latitudes en busca de libertad y sueñan con el derecho al futuro en regímenes democráticos que promuevan la mejor calidad de vida para sus ciudadanos.

El caso de Cuba es el más dramático con los famosos balseros cruzando el Mar Caribe hacia la Florida; centenares de cubanos mueren ahogados y devorados por los tiburones. Hace poco muchos llegaron a la región selvática del Darién, procedían de Ecuador y Colombia.

La dictadura militar hace el gran negocio con Fidel, miles de dólares pagaban aquí por las visas. Venezuela con el chavismo empobrece a uno de los países más ricos del mundo. Millones llegan a Brasil, Colombia, Ecuador, Perú, Chile, Estados Unidos, Europa y Panamá. Daniel Ortega, con la represión homicida contra el pueblo, alienta el flujo migratorio hacia Costa Rica y Panamá.

La crisis económica conduce a la extrema pobreza y centenares de mujeres de Nicaragua llegan a nuestro país a trabajar como empleadas domésticas. La guerrilla de los narcotraficantes de la FARC obliga a la migración hacia Panamá de miles de colombianos.

Los comunistas son pésimos administradores, lo que tocan lo destruyen, el socialismo es un fraude económico y social. Aquí lo vimos en Puerto Armuelles y con los Asentamientos Campesinos durante la dictadura militar.

Uno de ellos llegó al Seguro Social y fue un fracaso. La diáspora de miles de venezolanos obliga a los gobiernos democráticos a solicitar una acción conjunta a través de la OEA para atender ese masivo desplazamiento de hombres, mujeres y niños.

Los panameños debemos vernos en ese espejo cuando la izquierda nos promete el paraíso, nunca olvidar la diáspora de millones de latinoamericanos y la tragedia humanitaria sin precedentes en América.

 Ricardo Arturo Ríos Torres
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
* El autor es escritor y docente.