Medicina Natural

Este término comprende lo que quizás llamemos Medicina Alternativa, Complementaria y otras prácticas que se dan en la atención a la salud y la enfermedad.
Existe en muchos países y en Panamá también. Las practican un alto porcentaje de personas. Pero no exentas de riesgos. En nuestro país donde el alfabetismo sanitario es evidente, se producen abusos en esa materia. No excluyo tampoco las prácticas médicas que se aprovechan de la ignorancia del paciente. Nuestras autoridades responsables y Colegios médicos deben poner más atención a este tema. Así como se ha descubierto personal no idóneo en materia de cirugías estéticas, odontología etc. se debe supervisar o inspeccionar estos Centros que se denominan “naturistas” o utilizan otras denominaciones. Más allá de su permiso para laborar, deben ser certificados y acreditados bajo la obligación de que lo realizado tiene evidencia científica respaldada por estudios objetivos como se exige en nuestros Hospitales y Clínicas acreditadas. Debe ponerse atención a programas radiales que prescriben medicinas o complementos dietéticos. Cuántas hospitalizaciones y quizás muertes son consecuencias de estas prácticas?. Cuantas interacciones medicamentosas se producen? La medicina basada en la evidencia aún con sus debilidades, nace para sustentar los tratamientos más idóneos para el paciente. No expongamos a nuestra población a la pseudociencia o charlatanería. Recordemos que la palabra “natural” no significa ausencia de riesgos, Y que pueden existir productos adulterados, falsificados o no debidamente aprobados. Respetamos las voluntades y decisiones de pacientes que desengañados en ocasiones por prácticas de algunos colegas o mitos acuden a estas instancias.
En guerra avisada……..

 Eduardo Reyes Vargas
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
* El autor es médico.