Vacunas y rechazos

  • Eduardo A. Reyes Vargas.
Eduardo Reyes Vargas |

Las vacunas desde su utilización en la lucha preventiva contra enfermedades infecciosas han demostrado a través de la evidencia científica  como han contribuido a  la erradicación y disminución de muchas enfermedades en el mundo.

Sin duda alguna esta poderosa herramienta, costo-beneficio, también tiene detractores en el mundo actual. 

Tradiciones y falsas creencias merman la aceptación de  los padres para proteger a sus hijos. También la ciencia ha demostrado que algunas de ellas  necesitan más refuerzos que los que originalmente se aconsejo.

Una reciente publicación del Foro Económico Mundial  basado en estudios de la Organización Mundial de la Salud  (OMS) revela lo esperado. 

Países de diversas partes de nuestro planeta, donde prevalece un rechazo a las vacunas son los que presentan mayores enfermedades prevenibles por la vacuna y un crecimiento no usual de casos. Ocurre en todos los continentes. 

Los ejemplos varían, pero llaman a la necesidad constante de educación a la comunidad. 

Dejar claro que las vacunas disminuyen riesgos de enfermedades infecciosas pero que pueden por razones varias no ser igual de efectivas en todos los pacientes, pero si en la mayoría de ellos. 

Reiterar que algunas tienen  efectos secundarios que son menores  si se compara a los beneficiosos de recibirlas.

Solo una educación clara y con  aprendizajes significativos logrará disminuir esa resistencia que tanto daño hace a las  poblaciones ,sobre todo a los niños.

 

Eduardo Reyes Vargas 
[email protected]
* El autor es médico.