Informar o callarse

A pesar de las reglamentaciones del Código Electoral, en un país como el nuestro es muy difícil sustraerse del tema político y menos, cuando estamos prácticamente a un año de la escogencia de un nuevo presidente para el país.

Y es que por “combustión espontanea”, es casi imposible que quienes tienen aspiración política no comiencen a asomar la cabeza y menos que los medios informativos no hagan su tarea de ofrecer a la comunidad aspectos relativos sobre estos ciudadanos.

Sin embargo, las leyes están para cumplirse y no para evadirlas o utilizar argucias para burlarse de las mismas.

Nos toca a todos observar y cumplir con las mismas; aunque –repito- es una dura tarea no cumplir con el deber de mantener informada a la comunidad.

El problema mayor es que hay una línea muy delgada en la interpretación de estas medidas, por lo que bien hace el Tribunal Electoral en informar una y otra vez; e incluso, aclarando hasta dónde se deben cumplir con las nuevas reformas; así como la interpretación de las mismas.

En un país tan pequeño como el nuestro resulta difícil no conocer a estas alturas quiénes son los que “suenan” e igual quienes son los que aspiran a los diferentes puestos que conforman el que escenario electoral del 2019.

Por supuesto que es deber de los medios informativos dar a conocer cuál es la estrategia y las promesas involucradas de cada uno de estos actores políticos.

Lo más grave es que aunque los partidos políticos no han escogido a sus candidatos, a estas alturas del juego ya se supone quiénes son los que aspiran. Y es allí donde todos comenzamos a caminar por el filo de la navaja.
* El autor es periodista.

 

Euclides Manuel Corro Rodríguez
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

  • Visto: 403