¿De quién es la culpa?

La categoría Novela del premio Ricardo Miró fue declarada desierta, generando polémicas, discusiones, y acusaciones.

Al parecer, el jurado (dos internacionales) y uno nacional, no se convenció de ningún texto de los 30 que participaron por los B/.15 mil.

Vuelvo al tema educación. Los grandes escritores panameños despertaban ese amor hacia las artes desde la escuela. No esperaban a tomar un taller para decir “soy escritor ahora”.

Si la formación sigue siendo negocio, de aquí solo saldrán políticos.

 

Imprimir