Tímida reanudación del trabajo en 2º día del movimiento de desobediencia civil en Sudán

Jartum (AFP) -

Varias tiendas y estaciones de servicio reabrieron este lunes en Jartum, donde los transportes públicos volvieron a circular, en el segundo día del movimiento de desobediencia civil lanzado por los contestatarios sudaneses contra los militares en el gobierno.

El Consejo Militar de Transición, en el poder desde la destitución del presidente Omar al Bashir, el 11 de abril, anunció el domingo de noche el despliegue de refuerzos en la capital 'para un regreso a la vida normal'.

El movimiento de desobediencia civil comenzó tras una semana de represión en todo el país, que dejó un saldo de 118 muertos y más de 500 heridos, la mayoría de ellos en la violenta dispersión de una sentada, el 3 de junio frente al cuartel general del ejército en Jartum, según un Comité de médicos cercano a los manifestantes.

El gobierno, por su parte, estima en 61 el número de muertos.

El domingo murieron cuatro personas, dos en Jartum y otras dos en Omdurman, ciudad cercana a la capital, según los médicos.

Las fuerzas de seguridad se han abocado en los últimos días a desmantelar las barricadas improvisadas por los manifestantes, que desde hace semanas exigen la transferencia del poder a los civiles.

Este lunes, varias tiendas, estaciones de servicio y algunas agencias de bancos privados abrieron en Jartum, constataron periodistas de la AFP.