Netanyahu cree que aún es posible un acuerdo de coalición en Israel

Jerusalén (AFP) -

El primer ministro israelí Benjamin Netanyahu aseguró este domingo que un acuerdo es todavía posible para formar una coalición gubernamental, a pocos días de la fecha límite.

Netanyahu, que ganó las elecciones legislativas del 9 de abril, tiene plazo hasta el miércoles para formar gobierno.

Hasta el momento no logró responder a las exigencias divergentes de sus posibles socios. Las negociaciones chocaron con una propuesta de ley para obligar a los judíos ultraortodoxos a hacer el servicio militar.

'Creo que el problema puede resolverse con buena voluntad, si es lo que quiere la gente', declaró Netanyahu durante una reunión del consejo de ministros.

'No creo que el país tenga necesidad de ser arrastrado a otras elecciones, pero a lo mejor hay alguien que quiere eso', agregó.

El líder del partido nacionalista y laico Israel Beiteinu, Avigdor Lieberman, sería ministro de Defensa.

Se declaró dispuesto a ir hasta unas nuevas elecciones si no se adopta la ley sobre el servicio militar de los ultraortodoxos, como él la propuso cuando era ministro de Defensa en el gobierno saliente.

Los partidos ultraortodoxos se negaron a respaldarlo.

Netanyahu necesita a tanto a Israel Beiteinu como a los ultraortodoxos para formar gobierno.

Su partido, el Likud, y sus aliados obtuvieron 65 de los 120 escaños del Parlamento, con cinco diputados de Israel Beiteinu y 16 de las formaciones ultraortodoxas.

'Por si Lieberman sigue insistiendo, el Likud comenzó a prepararse para unas elecciones', afirmó este domingo el partido de Netanyahu en un comunicado.

'Por ahora no hay ninguna decisión sobre una disolución de la Knéset (parlamento)', agregó sin embargo.

Miles de israelíes se manifestaron el sábado en Tel Aviv contra Netanyahu, al que acusan de querer asegurarse una inmunidad judicial durante las negociaciones.

El fiscal general israelí Avichai Mandelblit aplazó a principios de octubre la fecha en que debe declarar Netanyahu como imputado por 'corrupción', 'fraude' y 'abuso de confianza' en tres casos.