Boeing reconoce defectos en los simuladores de vuelo del 737 MAX

Nueva York (AFP) -

Boeing reconoció por primera vez este sábado defectos relacionados con el 737 MAX, modelo implicado en dos catástrofes aéreas que causaron 346 muertes, al admitir haber revisado el programa de simuladores destinados a reproducir las condiciones de vuelo y con los cuales fueron formados sus pilotos.

'Boeing hizo correcciones al software del simulador de vuelo del 737 MAX y dio informaciones complementarias a los operadores del aparato para asegurarse de que la experiencia en el simulador sea representativa de las diferentes condiciones de vuelo', dijo la compañía en un comunicado enviado por correo electrónico a la AFP.

Boeing no precisó la fecha en que notó los defectos del programa ni si había informado al respecto a los reguladores.

Según la empresa aeronáutica, el software utilizado en los simuladores era incapaz de reproducir algunas condiciones de vuelo, en especial aquellas que condujeron al accidente del 737 MAX de Ethiopian Airlines del 10 de marzo pasado en Adís Abeba, apenas unos minutos después del despegue, que causó la muerte de 157 personas.

- Un solo simulador MAX -

Los cambios introducidos mejorarán la formación de los pilotos, afirmó la compañía.

'Boeing está trabajando estrechamente con los fabricantes del sistema y los reguladores en estas modificaciones y en mejoras para asegurarse que la formación (de los pilotos) por (las empresas) clientes no se vea perturbada', agregó el grupo basado en Chicago.

La compañía aérea estadounidense Southwest, cliente de peso del 737 MAX, con 34 aparatos en servicio, dijo el sábado a la AFP que prevé recibir un simulador específico del MAX 'a fines de año'.

Lo mismo indicó American Airlines, que dispone de 24 Boeing 737 MAX y afirmó 'haber encargado un simulador MAX, que le será entregado y estará operativo en diciembre', según dijo un portavoz de la compañía a la AFP.

Sólo Air Canada, que no tiene una versión clásica del 737, el 737 NG, dispone de un simulador específico del MAX, dijeron fuentes industriales a la AFP.

En Estados Unidos existe únicamente un simulador específico del MAX y es propiedad de Boeing, de acuerdo a documentación de la Agencia Federal de Aviación de Estados Unidos (FAA). Está basado en Miami, Florida (sudeste).

Las compañías aéreas estadounidenses forman a sus pilotos que vuelan los MAX en un simulador concebido para el 737 NG, la versión anterior del 737 MAX en la familia de los 737, agregaron las fuentes.

- Divergencias -

Esto se explica, según Southwest, por el hecho de que durante la certificación del MAX Boeing había remarcado que las diferencias con el NG eran mínimas y podían ser subsanadas con una formación suplementaria de los pilotos.

La FAA, la Agencia Europea de Seguridad Aérea (AESA) y el regulador canadiense aprobaron estas recomendaciones, señaló la compañía estadounidense.

Pero el 737 NG no dispone de MCAS, fabricado especialmente para el 737 MAX con el fin de corregir una anomalía aerodinámica y proteger al avión del peligro de desestabilización.

Es la primera vez que Boeing admite un defecto de concepción del equipamiento del 737 MAX, cuyo sistema de estabilización MCAS fue cuestionado tras la tragedia de Ethiopian.

Este reconocimiento contribuye a debilitar aún más la imagen del constructor aeronáutico, que repite desde hace semanas que este accidente, al igual que el de Lion Air del 29 de octubre (189 muertos), se debió a una 'cadena' de acontecimientos que puede incluir errores de los pilotos.

El informe de investigación preliminar del accidente de Ethiopian Airlines reveló sin embargo que el piloto y el copiloto habían aplicado todos los procedimientos de emergencias.

El tema de la capacitación de los pilotos estará probablemente en el centro de la reunión del 23 de mayo de los reguladores globales en Fort Worth, Texas.

La FAA sigue creyendo que una formación en simuladores no es esencial, una opinión que no comparten su par canadiense ni los propios pilotos.