Salvini, de nuevo investigado por secuestro de migrantes

Roma (AFP) -

El ministro del Interior italiano, Matteo Salvini, será objeto de una nueva investigación por secuestro, tras la prohibición para que desembarquen migrantes, a pesar de que el Senado ya bloqueó una caso anterior.

'Soy objeto de una nueva investigación', anunció el líder de la extrema derecha italiana, al margen de una rueda de prensa. '¡Estamos otra vez de vuelta!'

El caso hace referencia a los 47 migrantes rescatados el 19 de enero frente a las costas de Libia por el buque de la oenegé alemana Sea Watch, que no pudieron desembarcar en Catania, Sicilia, hasta el 31 de enero, tras alcanzar un acuerdo con otros siete países europeos.

A pesar de las amenazas de detención lanzadas por Salvini contra la tripulación, la fiscalía de Catania afirmó rápidamente que no había visto ningún delito.

Sin embargo la fiscalía de Siracusa, puerto siciliano donde el navío estuvo del 24 al 30 de enero para evitar el mal tiempo, abrió por su parte una investigación por secuestro y apuntó al ministro como sospechoso.

Salvini ya fue objeto de acciones judiciales por secuestro de personas por haber prohibido durante varios días en agosto el desembarque de decenas de migrantes en Catania.

En este caso, el Senado bloqueó en marzo el proceso, conforme al poder que tienen los parlamentarios cuando consideran que un ministro actúa en el marco de sus funciones.

'No sé si reír o no', declaró Salvini en alusión a esta nueva investigación. 'Pero a los jueces que decidirán y a mis colegas ministros que dudaron en estas últimas horas, les repito que los puertos italianos están y seguirán cerrados', reiteró.