VENEZUELA_CRISIS.jpg

Maduro prepara el terreno para castigar a diputados por supuesto atentado

AFP | El presidente venezolano, Nicolás Maduro, prepara el terreno para procesar a parlamentarios opositores a quienes acusa de intentar matarlo: su Asamblea Constituyente se dispone a retirarles la inmunidad y llevarlos ante la justicia.

En la mira están el exiliado expresidente del Parlamento Julio Borges y Juan Requesens, detenido la noche del martes por el servicio de inteligencia.

Requesens fue capturado mientras Maduro lo acusaba de estar detrás, junto con Borges, de un supuesto atentado con dos drones cargados de explosivos el pasado sábado durante una parada militar en Caracas.

"Sin orden judicial llegaron a la residencia y se lo llevaron a la fuerza", relató a periodistas Guillermo Requesens, padre del diputado de 29 años.

Requesens es copartidario de Borges en Primero Justicia, del excandidato presidencial Henrique Capriles.

Al informar este miércoles a la prensa sobre los avances de la investigación, el fiscal general, Tarek William Saab, dijo que tres de los siete detenidos ya fueron presentados ante un juez y que están en marcha los trámites para enjuiciar a Requesens.

Borges, quien el martes asistió en Bogotá a la posesión del nuevo presidente colombiano, Iván Duque, calificó por su parte de "farsa" la denuncia de Maduro de un "intento de magnicidio".

"Todos sabemos que es un montaje para perseguir y condenar a quienes nos oponemos a tu dictadura", escribió Borges en Twitter.

Maduro asegura que detrás de los hechos está el expresidente colombiano Juan Manuel Santos, quien al igual que gran parte de la comunidad internacional desconoció por "ilegítima" su reelección el pasado 20 de mayo.

La Asamblea Constituyente -integrada sólo por chavistas- debatirá este miércoles el "allanamiento de la inmunidad parlamentaria a los diputados implicados en el magnicidio en grado de frustración", anunció su titular, Diosdado Cabello.

No precisó, sin embargo, si se limitará a Borges y Requesens, que al quedar sin fuero podrán ser sometidos a un juicio penal.

En noviembre pasado, la Constituyente despojó de su inmunidad al legislador Freddy Guevara, refugiado en la embajada de Chile en Caracas, acusándolo de supuestos delitos durante protestas contra Maduro que dejaron unos 125 muertos en 2017.

El Legislativo, único poder que controla la oposición, anunció que desconocerá el levantamiento de la inmunidad, alegando que es competencia exclusiva de esa institución.

"Desconocemos cualquier acto por parte de la ilegítima e inconstitucional Asamblea Constituyente que pretenda usurpar las funciones de esta Asamblea", señaló un comunicado.

Borges, abogado de 48 años, es una de las principales figuras de la oposición, al frente de la cual estuvo en las negociaciones con el gobierno que fracasaron a inicios de este año en República Dominicana.

Maduro, confrontado a un gran rechazo popular por la crisis socioeconómica, lo acusa de promover una intervención extranjera, encabezada por Estados Unidos y Colombia.
Requesens, en tanto, es un exaltado exdirigente estudiantil que tuvo un papel protagónico en las manifestaciones de 2017. El mandatario socialista lo llama "sicópata".

"Pueden desaparecer, matar o encarcelar a cualquiera de los dirigentes políticos, pero no hay rincón de Venezuela donde no se sienta la arrechera (enfado) con la crisis", dijo el martes en un encendido discurso.
Por tanto, "no nos queda otra que seguir estirando esta cuerda hasta que se rompa", añadió.

La oposición denuncia que en Venezuela hay 248 "presos políticos", entre ellos Leopoldo López, quien purga en detención domiciliaria una condena de casi 14 años de cárcel acusado de incitar a la violencia durante protestas que dejaron 43 muertos en 2014.


Borges y Requesens fueron mencionados por un militar retirado, Juan Carlos Monasterios, uno de los capturados por el ataque, según un video difundido por Maduro el martes con el testimonio de este sargento ante la Fiscalía.

Monasterios aparece con el rostro difuminado asegurando que Requesens, "por intermedio de Julio Borges", gestionó su paso entre Venezuela y Colombia para el entrenamiento de los responsables.

El sábado, según la versión oficial, un dron estalló frente a la tarima en la que Maduro encabezaba el acto militar y un segundo artefacto explotó tras chocar con un edificio de viviendas.

El fiscal confirmó este miércoles que en total hay 19 personas "directamente relacionadas" con el "magnicidio frustrado".

En particular mencionó a dos supuestos financistas radicados en Colombia -Rayder Ruso Márquez y el coronel retirado Oswaldo Valentín García- y un tercero que vive en Estados Unidos, Osman Delgado Tabosky.

"Los fiscales están trabajando en las solicitudes de asistencia mutua en materia legal y penal dirigida a Estados Unidos y Colombia", indicó Saab sobre una eventual extradición.

El gobierno sostiene que los autores materiales fueron adiestrados en una hacienda de Chinácota, Colombia, y que recibirían 50 millones de dólares de pago.

 

  • Visto: 113