Asamblea aprueba ley que permite a Ejecutivo acceder crédito de inversión

EFE | La Asamblea Nacional de Panamá, dominada por la oposición, aprobó hoy en tercer y último debate el proyecto con las modificaciones a la ley de responsabilidad social fiscal, que le permite al Ejecutivo acceder a un crédito adicional de 300 millones de dólares para inversiones públicas.

El proyecto 693 reforma la Ley 34 de 2008 de Responsabilidad Social Fiscal y la Ley 38 de 2012, que crea el Fondo de Ahorro de Panamá (FAP) y abre las puertas para una dispensa financiera, informó la Asamblea Nacional (AN, Parlamento).

Las reformas a la Ley de Responsabilidad Social Fiscal y a la Ley del FAP recibieron el tercer debate tras una serie de modificaciones al Proyecto 693, para establecer la transparencia en los proyectos de inversión pública y el ajuste de la ley de déficit fiscal, a fin de que no interfiera con los planes de desarrollo del próximo gobierno.

Esta legislación promovida por el Ejecutivo amplía el déficit fiscal de 1,5 a un 2 por ciento y le da acceso a 300 millones de dólares para gastos de inversión, que según los proponentes, necesitan de mayor inyección económica para finiquitar obras de infraestructuras en todo el país.

Según las modificaciones aplicadas al proyecto de ley, se establece que la ejecución presupuestaria tiene que sujetarse a esta ley de forma que se "asegure una política fiscal prudente y un endeudamiento público sostenible".

La normativa aprobada establece que el límite máximo de déficit del balance fiscal del Sector Público No Financiero (SPNF) será de 2,0 por ciento del producto interno bruto (PIB) para los años fiscales 2018 y 2019; de 1,75 por ciento para los años fiscales 2020 y 2021; y 1,5 por ciento del PIB a partir del año fiscal 2022.

El proyecto establece un sublímite sobre los compromisos a contraerse respecto a gastos de inversión a efectuarse bajo las modalidades de "llave en mano" y de proyectos de pago diferido.

Determina que la cantidad absoluta de estos compromisos no podrá exceder un monto equivalente del 20 por ciento del total de los gastos de inversión del SPNF y que no podrá exceder el crecimiento del PIB más la inflación.

Se excluye de esta medida los gastos en el sector salud prestados por el Ministerio de Salud (Minsa) y la Caja de Seguro Social (CSS), las pensiones y jubilaciones pagadas por esta entidad de seguridad social y los intereses de la deuda pública.

En el segundo debate, la semana pasada, los parlamentarios cuestionaron que el Ejecutivo "se ha excedido en más de 900 millones de dólares en el gasto" y "que al final de aprobarse la dispensa de 300 millones de dólares, este exceso podría estimarse en 1.200 millones de dólares", señaló en un comunicado la AN.

Los diputados consideraron que el Órgano Ejecutivo "en vez de presentar una modificación a la Ley de Responsabilidad Fiscal debió solicitar una dispensa para superar el déficit actual".

En la discusión también se criticó al Gobierno por violentar el artículo 275 de la Constitución Nacional relativo al déficit fiscal permitido a cada administración.

El proyecto presentado por el Gobierno sustenta la solicitud de dispensa por 300 millones para utilizarlos en inversiones.

El pasado 21 de septiembre, el consejo de ministros aprobó el nuevo proyecto legislativo que reforma la ley de responsabilidad fiscal para simplificar el cálculo del déficit, dos meses después de que se viese obligado a retirar una iniciativa similar.

El Gobierno retiró el pasado 19 de julio el proyecto de ley para ampliar el déficit fiscal y acceder a 300 millones de dólares para gastos de inversión este año, el cual había generado resistencia en la mayoría opositora parlamentaria.

La economía de Panamá creció un 5,4 por ciento del PIB en 2017, por encima del 5 por ciento de 2016, impulsada por el canal interoceánico, la industria aérea y los servicios financieros.

 

  • Visto: 266