Galos y croatas vivirán su final con el planeta

ML | Francia y Croacia, dos selecciones con pocas similitudes, las dos caras de una misma moneda, la del título de campeón del mundo. Veteranía frente a juventud, historia frente a hazaña, la pausa y el toque ante el músculo y la velocidad. Dos equipos, un mismo objetivo. El método para alcanzarlo es radicalmente opuesto. El próximo domingo lucharán por el título en la final de las grandes diferencias en Moscú.

El trayecto de los 'Bleus', si uno echa la vista atrás, da miedo. En el camino quedó la Argentina de Messi, la Uruguay de Luis Suárez y Edinson Cavani y finalmente la temible Bélgica, la gran sensación del torneo.

Croacia, previa exhibición ante Argentina en la fase de grupos, se ha aferrado a los penaltis y las prórrogas para llegar hasta su primera final. Primero fue Dinamarca y en cuartos la anfitriona, Rusia. En ambos casos los penaltis marcaron la diferencia. En semifinales contra Inglaterra, Croacia volvió a necesitar de una prórroga para seguir adelante.

 

Etiquetas: Rusia 2018

  • Visto: 207