Fernando Alonso se despide de la Fórmula 1 en busca de hacer historia

Londres (AFP) -

El bicampeón del mundo español Fernando Alonso abandonará la Fórmula 1 al concluir la presente temporada, en busca de seguir haciendo historia en el automovilismo, a sus 37 años, luego de cuatro temporadas frustrantes, sin victorias ni podios en la escudería inglesa.

Dos veces ganador del Gran Premio de Mónaco (2006 y 2007), Alonso se convirtió en junio en el sexto piloto de la historia en conquistar asimismo las 24 Horas de Le Mans, después de Tazio Nuvolari, Maurice Trintignant, Bruce McLaren, Jochen Rindt y Graham Hill.

Pero sólo el malogrado Hill, desaparecido en un accidente de su avión privado, logró coronarse con la prestigiosa 'Triple Corona' del automovilismo: Mónaco, Le Mans y las 500 Millas de Indianápolis, último objetivo del asturiano.

'Si quiero ser el mejor piloto del mundo, sólo hay dos opciones', explicaba Alonso el año pasado. 'Que gane ocho Mundiales de F1, uno más que Michael Schumacher, lo que es poco probable, o que gane otras carreras, demostrando que puedo imponerme con coches y en circuitos diferentes'.

'El Nano', nacido en Oviedo, no gana en F1 desde 2013, en el GP de España, en Barcelona. Pero antes de esta larga travesía por el desierto en McLaren, se acostumbró a ganar: dos Mundiales, 32 victorias, 97 podios, 22 poles, 23 vueltas rápidas.

'Superar a los especialistas del oval (Indycar) o de la resistencia, que conocen todos los secretos, es muy tentador', decía Alonso en junio después de su victoria en Le Mans.

El año pasado, Alonso participó en las 500 Millas (abandono por fallo mecánico a 21 vueltas de meta cuando marchaba en los primeros puestos).

En 2018, Alonso tiene marcados 26 fines de semana en su agenda para disputar carreras, la próxima en Silverstone, en tres días, por el Campeonato del Mundo de resistencia (WEC) que aspira a ganar.

- Piloto precoz -

La trayectoria del doble campeón del mundo estuvo marcada por unos inicios que desataron las expectativas. Fenómeno de precocidad, sólo tenía dos años cuando se puso por primera vez al volante de un kart casero fabricado por su padre... para su hermana mayor.

No tardó en llamar la atención de Flavio Briatore, y Alonso disputó su primer GP para Minardi en 2001, con 18 años. De allí pasó a Renault, donde ganó su primera carrera con 22 años, y se adjudicó la corona mundial en 2005 con 24 años, logrando el doblete en 2006.

Consagrado como estrella mundial del deporte y héroe en España, Alonso recala en McLaren-Mercedes. Pero allí comenzó a apagarse su buena estrella. Compañero de Hamilton, con el que mantuvo una relación no siempre cordial, se quedó a un punto de ganar el Mundial.

En 2008 regresa a Renault, pero la escudería francesa no era la misma y ficha por Ferrari en 2010, donde espera reencontrarse con la gloria.

Con la Scuderia logra sus once últimas victorias en GP, de 32, pero se queda a cuatro puntos del título 2010 y a tres en 2012. En ambos casos se vio superado por Sebastian Vettel.

Ferrari deja de ser una escudería puntera con el paso a los motores híbridos en 2014, y Alonso vuelve a McLaren en 2015, atraído por la esperanza en la asociación con Honda.

Pero la apuesta resulta un desastre. Finaliza su primer año 17º del Mundial, 10º en 2016 y 15º en 2017, sus peores resultados en F1 desde su debut. Alonso dejará la Fórmula 1 dentro de unos meses, ¿será para siempre?