EFE |  El papa Francisco afirmó hoy que la Iglesia necesita "el impulso y la intuición" de los jóvenes, a quienes instó a soñar y dar ejemplo en el mundo, durante un encuentro con miles de chicos y chicas de toda Italia reunidos en el Circo Máximo de Roma.

"La Iglesia necesita vuestro impulso, vuestras intuiciones y vuestra fe. Y cuando lleguéis adonde nosotros aún no lo hemos hecho, tened paciencia para esperarnos", solicitó el pontífice ante los 50.000 jóvenes que le escuchaban desde la explanada romana.

El papa les instó a "no conformarse con el paso prudente de quien se sitúa en última fila", sino a demostrar "la valentía" para hacer una humanidad "más fraterna".

Los muchachos han peregrinado hasta Roma para escuchar al papa, en un evento organizado por la Conferencia Episcopal Italiana para preparar el XV Sínodo Ordinario de los obispos, que se desarrollará en octubre para abordar temas relativos a la juventud.

Fue un acto de ambiente festivo que comenzó con el pontífice recorriendo en papamóvil el lugar mientras saludaba a los miles de jóvenes concentrados y sentados sobre sus macutos, a la caída del sol tras una jornada de intenso calor en la capital italiana.

El pontífice respondió a las preguntas de cuatro jóvenes, quienes le plantearon sus dudas por su futuro profesional, sus ambiciones o su deseo de seguir sus vocaciones.

Uno de ellos cuestionó el modo en que la Iglesia puede presentarse como creíble tras sus "frecuentes escándalos".

El verdadero escándalo, señaló el pontífice, es una Iglesia que "no da ejemplo, cerrada, que no sale de sí misma", por lo que instó a dar ejemplo, "ir hacia los demás, más allá de las fronteras que dan seguridad".

En este sentido alertó del clericalismo, el modo de vivir clerical que afecta también a los fieles y que, según denunció, "es una perversión" de la propia Iglesia: "La Iglesia, sin ejemplo, es solo humo", zanjó.

Otros dos jóvenes preguntaron sobre sus futuros profesionales y el papa les animó a "soñar en grande", con valentía e involucrando a las personas que les rodean.

Pero les pidió rechazar "las pastillas que hacen soñar", pues esas "arruinan la vida", y les advirtió sobre los sueños "de la comodidad y del bienestar", que en su opinión "adormecen a la juventud y hace que se quede en el sofá".

"Un joven que no sabe soñar, es un joven anestesiado. No podrá comprender la vida, la fuerza de la vida. Los sueños te despiertan. Es el trabajo que tendréis que hacer. Transformar los sueños de hoy en la realidad del futuro. Y hace falta coraje", subrayó.

Una joven le preguntó, emocionada, por qué la sociedad prima la carrera profesional a la formación de una familia y el papa señaló que "no se debe" retrasar el amor por otros intereses.

"Arriesgad en el amor, pero en el verdadero, no en el entusiasmo maquillado de amor. El amor es fiel, si hay infidelidad, es un amor enfermo o pequeño, que no crece", manifestó.

Entre la multitud que escuchaban sus palabras pudieron verse algunas banderas de Panamá, pues muchos de los jóvenes panameños ya se preparan para la Jornada Mundial de la Juventud, que tendrá lugar el próximo enero en ese país.

Uno de los jóvenes que atendió a las palabras del papa fue Daniele Sterpetto, de L'Aquila (centro de Italia) y que, según relató a Efe, llegó a Roma tras cuatro días caminando bajo el sol junto a otros amigos con el deseo de asistir a este "gran evento".

Desde más lejos, de la ciudad piamontesa de Alessandria (norte), llegaron Alberto Esposito y otros veinte amigos, que han caminado desde el pasado lunes y, afirma, "ha valido la pena".

Y desde la sureña Calabria vino Martina Fazzio, quien confesó su emoción por ser esta la primera vez que veía al papa, al que siente "muy cerca" de la juventud.

 

EFE |  El papa Francisco expresó hoy, 3 de junio de 2018,  su dolor por los actos violentos que se están produciendo en Nicaragua como consecuencia de la crisis sociopolítica e hizo un llamamiento para que se retome el diálogo, se respete la libertad y la vida de las personas.

El papa Francisco realizó estas reflexiones momentos después del rezo del Ángelus dominical, desde la ventana del palacio apostólico del Vaticano y ante miles de fieles que se congregaron en la plaza de San Pedro del Vaticano para escucharle.

Francisco dijo que reza "por las víctimas y por sus familias" en Nicaragua y afirmó que "la Iglesia es siempre partidaria del dialogo", que requiere de "un compromiso activo para que se respete la libertad y ante todo la vida".

"Rezo para que cese la violencia y se aseguren las condiciones para retomar el dialogo lo antes posible", dijo Jorge Bergoglio.

Nicaragua vive desde hace ya casi 50 días una crisis sociopolítica, la más sangrienta desde los años 80, que ha dejado al menos 108 muertos y cerca de un millar de heridos, según cifras del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh).

Las protestas contra el Gobierno de Daniel Ortega comenzaron en abril por unas fallidas reformas a la seguridad social y se acentuaron como consecuencia de los asesinatos durante las manifestaciones.

 

Temuco (Chile) (AFP) -

El papa Francisco llegó este martes a Temuco (sur), segunda etapa de su visita a Chile y zona conflictiva, donde se han producido en la madrugada varios ataques con artefactos incendiarios contra helicópteros de empresas forestales, iglesias, una escuela y contra la policía.

Los ataques se produjeron durante la madrugada en zonas rurales de la Araucanía y por desconocidos 'que quieren causar algún desorden o alguna alteración del orden público' durante la visita que el papa realiza a la ciudad de Temuco (800 km al sur de Santiago) informó Bruno Villalobos, director de la Policía de Chile.

Al arribar el papa saludó a una treintena de niños que le esperaban al pie de la escalerilla, se dirigió al aeródromo de Maquehue donde le aguardaban desde la madrugada miles de fieles para participar en la 'Misa por la integración de los pueblos'.

El papa escogió visitar Temuco para tomar contacto directo con indígenas mapuches, la etnia más importante de Chile, que denuncia discriminación y abusos y reclama la restitución de territorios ancestrales hoy en manos privadas.

Por eso se espera que el pontífice pueda dar un potente mensaje sobre la integración y el respeto de los derechos y cultura de los pueblos originarios, como ya hizo la víspera en un discurso ante las autoridades del país, en el Palacio de la Moneda, sede de la presidencia chilena.

Después de la liturgia, el pontífice se reunirá con un grupo de indígenas, cuyas identidades aún no fueron reveladas por la organización del encuentro, para posteriormente regresar a Santiago, donde se reunirá en la tarde con jóvenes en el Santuario de Maipú.

El jueves prosigue su visita a Iquique (norte), epicentro de la inmigración, antes de proceder viaje a Perú.

 

Santiago (AFP) - El papa Francisco manifestó este martes su 'dolor' y 'vergüenza' por el 'daño irreparable' causado a los niños por parte de ministros de la Iglesia en su primer discurso en su visita a Chile.

'No puedo dejar de manifestar el dolor y la vergüenza que siento ante el daño irreparable causado a niños por parte de ministros de la Iglesia', dijo el papa en medio de fuertes aplausos en el palacio de La Moneda, donde fue recibido por la presidenta saliente, Michelle Bachelet.

En Chile, casi 80 religiosos abusaron de menores, según una lista distribuida la semana pasada por la ONG estadounidense Bishop Accountability -que desde 2003 se dedica a publicar los archivos de abusadores dentro de la Iglesia católica.

Uno de los casos más emblemáticos que marcaron a la sociedad chilena es el del sacerdote Fernando Karadima, denunciado en 2010 por varias víctimas. Para la justicia chilena el caso prescribió y el Vaticano lo declaró culpable de abuso sexual y lo condenó a retirarse 'a una vida de oración y penitencia'.

'Es justo pedir perdón y apoyar con todas las fuerzas a las víctimas, al mismo tiempo que hemos de empeñarnos para que no se vuelva a repetir', dijo el papa, bajo una fuerte presión de las organizaciones civiles para que la Iglesia actúe y destierre esta lacra que tantas víctimas ha causado.

Pero para las víctimas, pedir perdón 'no es suficiente'. 'Necesitamos actos concretos que el papa no toma en la Iglesia chilena contra los abusadores', dijo a la AFP Juan Carlos Claret, vocero de la asociación de laicos de Osorno, que lucha por que se expulse al obispo Juan Barros, señalado como encubridor del caso Karadima.

En vísperas de su llegada a Chile, la presión había crecido en Chile contra el papa que al asumir el papado en marzo de 2013, prometió tolerancia cero con los abusos. Además de publicar la lista con los nombres y apellidos de los religiosos implicados, el lunes, activistas de todo el mundo lanzaron en Santiago una organización global contra el abuso sexual infantil ('Ending Clerical Abuse').

- Desafección con la iglesia Católica -

El papa ha llegado al país más crítico de América Latina con la Iglesia católica, que se encuentra en pleno cambio social: acaba de aprobar el aborto terapéutico y tramita en el Parlamento el matrimonio homosexual tras la adopción de la unión civil de parejas del mismo sexo. El lunes, una comisión legislativa aprobó el proyecto de ley de identidad de género, que reconoce a las personas transgénero.

'Debemos superar las desigualdades que aún nos atraviesan, asegurar el bienestar de todos/as, debemos fortalecer nuestra cultura de la solidaridad, exigirle más a nuestra ética cívica, política y económica, debemos acoger mejor nuestras diversidades', recordó la presidenta Bachelet, que el 11 de marzo entregará el poder al conservador Sebastián Piñera, presente también en el acto en La Moneda.

Tres nuevos ataques contra iglesias, en una comuna de Santiago y en La Araucanía (sur), se registraron este martes durante la visita del papa, que se suman a otros cinco que se produjeron el fin de semana pasado.

- Migrantes e indígenas -

En su esperado discurso, Francisco también hizo mención a otros temas que le preocupan, como son los indígenas, los migrantes, el medio ambiente o los jóvenes.

Sobre los pueblos originarios, con los que se reunirá el miércoles en Temuco (sur), Francisco pidió que se les 'escuche' y se respeten sus derechos y su cultura y aseguró que de ellos 'podemos aprender que no hay verdadero desarrollo en un pueblo que dé la espalda a la tierra y a todo y a todos los que la rodean'.

También pidió 'escuchar' a los migrantes, que 'llaman a las puertas de este país en busca de mejora, y a su vez, con la fuerza y la esperanza de querer construir un futuro mejor para todos', a los jóvenes, a los ancianos o a los niños.

Tras este acto, el papa se dirigió al parque O'Higgings donde más de 350.000 personas aguardaban desde la madrugada para participar en una de las misas más multitudinarias que se esperan en las tres ciudades que visitará en Chile, antes de emprender desde Iquique (norte) su gira a Perú el jueves por la tarde.

El programa del pontífice en Santiago está cargado de actividades, entre ellas destaca una visita a una cárcel de mujeres, un encuentro con religiosos en la Catedral de Santiago, una visita privada al santuario de San Alberto Hurtado y un encuentro con jóvenes.

 

EFE | El papa Francisco nombró hoy, 24 d ejulio de 2018, obispo de Salto, en Uruguay, a Fernando Miguel Gil Eisner tras aceptar la renuncia de Pablo Jaime Galimberti, al haber superado los 75 años, edad de jubilación de los prelados, informó hoy la oficina de prensa del Vaticano.

 

AFP  | El papa Francisco pidió el sábado a decenas de nuevos obipos provenientes de "tierras de misión" que huyan del clericalismo (la influencia del clero en la vida pública), que a su juicio es causa de todos los males de la Iglesia.

 

EFE | El papa Francisco pidió hoy que en las casas no se desperdicie la comida que sobra y recomendó darla a otras personas que lo necesiten o volverla a cocinar, tras el rezo del Ángelus dominical en la plaza de San Pedro del Vaticano.

 

Nueva Delhi (AFP) -

El papa Francisco relevó de sus funciones a un obispo indio acusado por una monja de violarla, indicaron representantes eclesiásticos, en un caso que ha causado protestas por la lentitud de acción policiaca.

El obispo Franco Mulakkal, quien rechazó las acusaciones, escribió al papa pidiéndole lo relevara temporalmente de sus funciones mientras dure la investigación.

'Tras considerar todas las circunstancias el santo padre aceptó el pedido del obispo Mulakkal', indicó en comunicado la Conferencia de obispos católicos de India.

Otro obispo fue nombrado de manera temporal en sus funciones, agregó el comunicado.

La monja acusó a Mulakkal a fines de junio de haberla violado 13 veces entre 2014 y 2016, pero la policía del sureño estado de Kerala, donde se encuentra la mayor población cristiana, solo aceptó ocuparse del caso en septiembre.

La lentitud de la acción policíaca causó indignación y cinco monjas y decenas de apoyos realizaron protestas durante varios días, en un movimiento excepcional de disidencia al interior de la iglesia local.

La supuesta víctima se contactó con el representante del Vaticano en la India para insistir sobre su caso. En su carta, difundida por medios indios, dice que Mulakkal 'usó su poder político y económico para ahogar el caso'.

Mulakkal dijo que el escándalo es un complot de enemigos de la Iglesia, y logró el apoyo de su congregación, Los Misioneros de Jesucristo.

En julio dos curas fueron detenidos por supuestamente violar y chantajear a una mujer durante 20 años en Kerala.

Los casos de abuso sexual por parte de sacerdotes y la falta de acción de la jerarquía eclesiástica para denunciarlos ha causado uno de los más grandes escándalos enfrentados por la Iglesia católica en los últimos años.

En agosto el papa Francisco difundió una carta a los católicos sobre el tema de abuso sexual en el mundo, donde expresó 'vergüenza y arrepentimiento'.

Los cristianos, en su mayoría católicos, son la tercera religión de la India, donde el hinduísmo es la religión mayoritaria con el 80% de fieles en una población total de 1.250 millones de personas.

 

Santiago (AFP) -

El papa Francisco se reunió este martes con víctimas de abusos sexuales del clero en Santiago tras confesar 'vergüenza' por el 'daño irreparable' causado a algunos niños, durante una visita a Chile empañada por protestas que dejaron medio centenar de detenidos.

Las víctimas 'han podido contar sus sufrimientos al Papa Francisco, que les ha escuchado y ha rezado y llorado con ellos', dice un comunicado divulgado por el Vaticano.

En Chile, casi 80 religiosos abusaron de menores desde el año 2000, según una lista distribuida la semana pasada por la ONG estadounidense Bishop Accountability

'No puedo dejar de manifestar el dolor y la vergüenza que siento ante el daño irreparable causado a niños por parte de ministros de la Iglesia', dijo el papa ante las autoridades del país, suscitando los aplausos de los asistentes.

Más tarde, en un encuentro con religiosos en la catedral de Santiago, los instó a tener 'la valentía de pedir perdón'.

'Sé que a veces han sufrido insultos en el metro o caminando por la calle; que ir vestido de cura en muchos lados se está pagando caro', dijo el papa, visiblemente preocupado por este asunto que no solo mancilla la imagen de la Iglesia sino que está produciendo una desconfianza galopante de los chilenos hacia la institución.

Uno de los casos más emblemáticos que marcaron a la sociedad chilena es el del sacerdote Fernando Karadima, denunciado en 2010 por varias víctimas y que el Vaticano condenó a retirarse 'a una vida de oración y penitencia'.

En los últimos días se ha intensificado la presión al pontífice, que prometió al inicio de su papado hace casi cinco años tolerancia cero con los abusos, para que se castigue a los culpables y a sus encubridores para desterrar esta lacra que tantas víctimas ha causado en todo el mundo.

- No basta con pedir perdón -

Para las víctimas, pedir perdón 'no es suficiente'. 'Necesitamos actos concretos que el papa no toma en la Iglesia chilena contra los abusadores', dijo a la AFP Juan Carlos Claret, vocero de la asociación de laicos de Osorno, que lucha para que se expulse al obispo Juan Barros, señalado como encubridor del caso Karadima.

Barros coofició la misa con Francisco y participó en un encuentro de obispos con el papa, desatando la ira en las redes sociales.

'Si el papa se va de Chile sin el compromiso de investigar la complicidad de los líderes de la Iglesia, la desconfianza en la Iglesia se va a agudizar', advirtió Anne Barrett Doyle, codirectora de BishopAccountability en un comunicado.

- Protestas -

Más de medio centenar de personas, según los carabineros, fueron detenidas en las protestas realizadas a la entrada del Parque O'Higgins contra el gasto que está generando para el Estado la visita del papa y contra los abusos de curas pederastas. Las manifestaciones se dieron durante la 'misa de la paz', que reunió a 400.000 personas.

Entre gritos de 'morir luchando' y 'cómplices pederastas', los manifestantes fueron dispersados por los carabineros con mangueras de agua.

Un hombre disfrazado de papa y otros dos vestidos con hábitos de monja salieron desde un balcón de un edificio vecino y exhibieron una pancarta con la leyenda: 'Francisco, cómplice de crímenes pedófilos'.

En la madrugada de este martes se registraron tres nuevos ataques contra iglesias, en una comuna de Santiago y en La Araucanía (sur), que se suman a otros cinco que se produjeron el fin de semana pasado.

El papa ha llegado al país más hostil de América Latina con la Iglesia católica y en pleno cambio social: acaba de aprobar el aborto terapéutico y tramita en el Parlamento el matrimonio homosexual tras la adopción de la unión civil de parejas del mismo sexo, así como una ley de identidad de género.

El Vaticano no esconde que el viaje a Chile es uno de los más complejos que ha realizado el papa argentino. Se trata de la segunda visita de un papa a este país tras el que realizó Juan Pablo II en 1987, en plena dictadura militar (1973-1990), luego de una mediación del Vaticano para evitar un conflicto entre Chile y Argentina por el canal de Beagle.

- Sermón al clero chileno -

En este sentido, Francisco culpó en cierta manera a los representantes de una iglesia chilena, considerada por algunos como alejada de los fieles.

'No somos superhéroes que, desde la altura, bajan a encontrarse con los 'mortales'', dijo, criticando una actitud 'elitista'.

Poco antes, el papa había visitado una cárcel de mujeres -una de las actividades que más aprecia en sus giras- para recordarles que estar 'privado privado de libertad no es lo mismo que estar privado de dignidad' y abogó, ante la presidenta saliente, la socialista Michelle Bachelet, por la necesidad de llevar a cabo programas de reinserción.

- Indígenas y migrantes -

Tras concluir su primera jornada en Chile con un paseo en papamóvil por el centro de Santiago, donde le aguardaban decenas de centenares de personas bajo un sol de justicia, y un encuentro privado con sacerdotes de la Compañía de Jesús, su congregación, el papa viaja este miércoles a Temuco, en el corazón de La Araucanía, que vive tensiones por las reivindicaciones de tierras ancestrales de grupos de mapuches.

El jueves, antes de proseguir su visita a Perú, Francisco viajará a Iquique (norte), epicentro de la inmigración, que junto con los pueblos originarios son objeto de sus desvelos.

 

AFP |  El papa Francisco sigue con la limpieza de la Iglesia chilena, azotada por las denuncias de abusos sexuales a menores y cesó este viernes a otros dos obispos, para un total de siete, quienes negaron estar involucrados en esos hechos.

 

EFE |  El papa Francisco ha aceptado la renuncia al gobierno pastoral de la diócesis de Formosa, en el centro de Brasil, presentada por José Ronaldo Ribeiro, quien fue detenido el pasado 19 de marzo, junto con su vicario general y otros cuatro sacerdotes, acusados de desviar la recaudación que obtenían de los feligreses, informó hoy la Santa Sede en un comunicado.

 

Bari (Italia) (AFP) -

El papa Francisco expresó este sábado sus temores a que se 'extinga' la presencia de cristianos en Oriente Medio, 'desfigurando el mismo rostro de la región', justo antes de una oración junto a casi todos los patriarcas de las iglesias presentes en esa parte del mundo.

'Sobre esta espléndida región se ha ido concentrando, especialmente en los últimos años, una densa nube de tinieblas: guerra, violencia y destrucción, ocupaciones y diversas formas de fundamentalismo, migraciones forzosas y abandono, y todo esto en medio del silencio de tantos y la complicidad de muchos. Oriente Medio se ha vuelto una tierra de gente que deja la propia tierra', dijo el papa Francisco frente al mar de Bari (sudeste de Italia).

Agregó: 'Y existe el riesgo de que se extinga la presencia de nuestros hermanos y hermanas en la fe, desfigurando el mismo rostro de la región, porque un Oriente Medio sin cristianos no sería Oriente Medio', arguyó.

'La indiferencia mata, y nosotros queremos ser una voz que combate el homicidio de la indiferencia', lanzó en una de las frases antes de una oración ecuménica.

'Queremos dar voz a quien no tiene voz, a quien solo puede tragarse las lágrimas, porque Oriente Medio hoy llora, sufre y calla, mientras otros lo pisotean en busca de poder y riquezas', dijo el papa.

'Les decimos: 'Estamos cerca de ustedes'', agregó Francisco, al mencionar una región que es 'encrucijada de civilizaciones y cuna de las grandes religiones monoteístas'.

El papa argentino destacó la importancia de una región donde 'se conservan ritos antiguos únicos e inestimables riquezas del arte sacro y de la teología; allí pervive la herencia de los grandes Padres en la fe. Esta tradición es un tesoro que hemos de custodiar con todas nuestras fuerzas, porque en Oriente Medio están las raíces de nuestras mismas almas', recalcó.

El papa, líder de 1.300 millones de católicos en el mundo, logró convocar en Bari a casi todos los jefes de las diferentes confesiones cristianas en Oriente Medio.

- Por la paz -

Desde la ciudad italiana que custodia las reliquias de San Nicolás y que es considerada la ventana hacia el Oriente, el pontífice junto con diez líderes católicos, ortodoxos y luteranos oraron según su propio rito por la paz en esa región.

El papa recibió a sus invitados en la basílica de San Nicolás, que murió en el siglo IV y que también es venerado por los ortodoxos, y luego pasarán a reunirse en la cripta para rezar ante las reliquias del santo que predicó en Asia Menor.

Está prevista una oración con los fieles en el paseo marítimo de Bari, donde se cantará en árabe y arameo.

Entre los asistentes figuran el patriarca ecuménico de Constantinopla, Bartolomé I; el papa copto de Egipto, Teodoro II; el patriarca vicario de Constantinopla, Nektarios, en representación de Teófilo III; el patriarca ortodoxo de Jerusalén, el ministro de asuntos exteriores del patriarcado ortodoxo de Moscú, el arzobispo Hilarión, en representación de Kiril I y el Metropolitano Basilio de Constantia y Ammochostos.

Los dignatarios se retirarán a la basílica para hablar a puerta cerrada sobre la dramática situación en Oriente Medio, antes de lanzar al cielo un simbólico grupo de palomas.

- Violencia y persecución -

En varias ocasiones Francisco ha manifestado su temor ante la posible desaparición de los cristianos de 'Oriente Medio, cuna del cristianismo' y tema central de los debates.

El riesgo de que desaparezcan los cristianos tras años de hostigamiento genera alarma, según los datos del Foro Internacional Cristiano divulgados a finales del 2017.

La situación de violencia en esa zona de la geografía mundial y la radicalización del Islam son las principales causas de la desaparición de los cristianos, según el estudio.

En los últimos 10 años, el número de los cristianos en Oriente Medio ha caído un 80%.

En 1910, el número de estos representaba el 13,6% de la población de esa región y para el 2025 se calcula que será sólo del 3%.

La cumbre de la 'solidaridad cristiana' representa el llamado 'ecumenismo de la sangre' como lo califica el papa Francisco y busca frenar la violencia y las agresiones contra los miles de cristianos que desde hace dos mil años habitan la región donde nació y se expandió el cristianismo.

 

Dublín (AFP) -

El papa Francisco concluye este domingo una breve visita a Irlanda, empañada por el escandaloso caso de los abusos del clero, con una oración en el santuario de Knock y una misa gigante en Dublín.

En el santuario de Knock, un centro de devoción mariana a 180 km de Dublín, Francisco debía rezar el Ángelus. Hace 39 años, Juan Pablo II se arrodilló en ese lugar, donde supuestamente se produjeron apariciones y al que cada año acuden 1,5 millones de peregrinos.

A continuación, el papa argentino debía regresar a Dublín para celebrar, por la tarde, la misa de clausura del Encuentro Mundial de las Familias, un acontecimiento que se celebra cada tres años en el que ya participó en Filadelfia, Estados Unidos. Una multitud de medio millón de fieles debía esperarlo en el inmenso parque Phoenix de la capital irlandesa.

Hace casi cuatro décadas, cuando el divorcio, el aborto y el matrimonio entre personas del mismo sexo eran impensables en el país, Juan Pablo II tomó la palabra ante 1,5 millones de personas durante una misa.

Mientras tanto, las víctimas de los abusos de la Iglesia y la gente que los apoya tenían previsto manifestarse en el centro de Dublín, bajo el lema: 'En pie por la verdad'.

En Thuam, en el oeste del país, se llevará a cabo una vigilia en memoria de los 796 bebés fallecidos entre 1925 y 1961, en el antiguo hospicio católico de las hermanas del Buen Socorro, que fueron enterrados en una fosa común.

- Hora y media con ocho víctimas -

El sábado, el papa Francisco se reunió durante hora y media con ocho víctimas irlandesas de abusos cometidos clérigos, religiosos y miembros de las instituciones católicas.

Entre estas, se encontraban Paul Jude Redmond y Clodagh Aileen Malone, que fueron adoptados ilegalmente tras haber sido apartados de sus madres, no casadas, con la complicidad de las instituciones católicas.

'El papa nos pidió perdón por lo que pasó en esas casas' para madres solteras, contaron en un comunicado, en el que dieron cuenta de su impresión tras este 'poderoso encuentro'.

Redmond le pidió al pontífice que exija que las monjas cómplices de estas adopciones forzadas se disculpen. Según él, el papa condenó vivamente 'la corrupción y el encubrimiento de los hechos por parte de la Iglesia'.

Además, Francisco habló con una víctima del cura católico Tony Walsh, que abusó de niños durante décadas antes de ser encarcelado.

El sábado, Jorge Bergoglio expresó su 'vergüenza' y 'sufrimiento' ante 'el fracaso' de la Iglesia por no haber afrontado de forma adecuada 'los crímenes innobles' del clero en Irlanda.

'No puedo dejar de reconocer el grave escándalo causado en Irlanda por los abusos a menores por parte de miembros de la Iglesia encargados de protegerlos y de educarlos', admitió el papa argentino.

Un discurso que causó decepción entre algunos comentaristas y víctimas.

Para Mark Vincent Haley, un superviviente que el sábado por la noche organizó una rueda de prensa, la jornada del sábado supuso una 'oportunidad perdida'. '¿Cuándo actuará?', se preguntó Haley, representante de la organización 'Ending Clery Abuse' (Poner fin a los abusos sexuales del clero).

Maeve Lewis, directora de la asociación 'One in Four', que ayuda a las víctimas, criticó las declaraciones del pontífice, que juzgó demasiado moderadas. Pues, para ella, ha llegado el momento de que la Iglesia obligue a los obispos a denunciar los casos que detecten ante la justicia civil. 'Es un momento clave del pontificado de Francisco', recalcó.

El sábado, el primer ministro irlandés, Leo Varadkar, instó al papa a servirse de su 'posición' e 'influencia' para que las víctimas de abusos cometidos por clérigos en Irlanda y en todo el mundo obtengan 'justicia'.

'Debemos asegurarnos de que las palabras vayan seguidas de acciones', insistió.

 

Vilna (AFP) -

El papa Francisco inicia el sábado en Vilna una gira por los países bálticos, radicalmente transformados desde la caída del comunismo, en un momento en que la iglesia enfrenta una serie de escándalos de pederastia.

En cuatro días, el sumo pontífice recorrerá Lituania, Letonia y Estonia, unos países que todavía presentan las cicatrices de la ocupación alemana y soviética.

'Esta visita refleja la idea del papa de visitar las periferias más que los centros establecidos de poder y riqueza', declaró a la AFP el columnista lituano Donatas Puslys.

Además, este viaje lo llevará muy cerca de Rusia, cuya capital quiere visitar el papa desde hace años, un proyecto en el que trabaja la diplomacia vaticana arduamente.

Francisco visita los tres países bálticos en el centenario de su independencia, que obtuvieron al término de la Primera Guerra Mundial.

El último siglo estuvo marcado por la invasión nazi, que destruyo casi todas las comunidades judías, y la larga ocupación soviética.

La Iglesia Católica, martirizada con cientos de curas detenidos y deportados al Gulag, jugó un papel importante en la resistencia pacífica al régimen totalitario estalinista, sobre todo en Lituania donde, según el Vaticano, casi el 80% de los 2,8 millones de habitantes se definen católicos.

En Letonia, no son más que el 21% de una población de 1,9 millones y en Estonia, el 0,5% de sus 1,3 millones de habitantes.

El papa quiere 'estar cerca de esas iglesias perseguidas' en el pasado, afirmó el miércoles su portavoz, Greg Burke.

- Antiguo edificio del KGB -

'La Iglesia fue una fortaleza para todos los disidentes, no solo católicos. Resistió a la sovietización y defendió los derechos de los creyentes', afirmó la historiadora Terese Birute Burauskaite.

Francisco visitará dos celdas y una sala de ejecución del antiguo edificio del KGB, la policía política soviética, en Vilna, y rezará en el memorial de las víctimas del Holocausto.

El expapa polaco Juan Pablo II visitó los Bálticos en 1993, dos años después de que recuperaran su independencia.

Desde entonces, se incorporaron a la Unión Europea, la zona euro y la OTAN, en un esfuerzo por olvidar el medio siglo de ocupación soviética.

Registraron un rápido crecimiento económico, pero también la aparición de las desigualdades sociales y de una migración masiva de los jóvenes hacia Occidente, lo que plantea un serio problema.

En Lituania, el carácter católico del país se percibe a simple vista, con las cruces y las capillas que pueblan los campos. Además, la Iglesia sigue siendo influyente en la vida política.

Por ejemplo, se opuso a la ratificación de la Convención de Estambul contra la violencia respecto a las mujeres, juzgando que el texto propone una 'ideología del género' y podría socavar a la familia tradicional.

Aún así, su imagen se vio empañada en la actualidad por la crisis mundial debida a los abusos sexuales de los sacerdotes contra los menores. El propio papa ha sido fuertemente criticado por haber ignorado, según sus detractores, las acusaciones contra un cardenal estadounidense.

'Estos acontecimientos podrían ensombrecer la visita del papa a Lituania, pues la Iglesia Católica no es una comunidad local, sino global', advirtió la socióloga Milda Alisauskiene.

- 'Emociones personales' -

'Pero los fieles lituanos vivirán sobre todo sus emociones personales cuando vean al papa', matizó.

En Letonia, un cura católico fue detenido este mes al ser acusado de violar a una persona con discapacidad mental. El pasado marzo, la Iglesia en Lituania admitió un caso de abuso sexual ocurrido en los años 1970.

Si el papa decide hablar sobre este tema, sus palabras serán escuchadas en todos los continentes.

Letonia, el lunes, y Estonia, el martes, serán dos etapas particulares, pues los católicos son poco numerosos y el sumo pontífice se reunirá con protestantes y ortodoxos. En Letonia, los fieles de Roma están concentrados en la región de Latgale, en el sureste del país. Allí, el papa visitará la basílica de la Asunción de Aglona, centro del catolicismo del país.

Por su parte, los 6.000 católicos estonios esperan que su visita contribuya a que su país pueda contar con su primer santo, el jesuita alemán Eduard Profittlich, un obispo arrestado por los soviéticos y condenado a muerte que falleció en 1942 estando detenido.

Si finalmente lo canonizan, la comunidad católica estonia probablemente será la más pequeña del mundo en tener su propio santo.

 

EFE | El papa Francisco lanzó hoy, 7 de julio de 2018,  un llamamiento para que "quienes tienen poder" trabajen al verdadero servicio de la paz y no al de los propios intereses y clamó: "¡Basta de usar a Oriente Medio para obtener beneficios ajenos a Oriente Medio!".

 

Ciudad del Vaticano (AFP) -

El Vaticano no presentará una protesta formal a Nicaragua tras la agresión sufrida por su nuncio en ese país, anunció este jueves el secretario de Estado de la Santa Sede.

Las protestas contra el gobierno de Nicaragua han dejado 260 muertos en menos de tres meses.

'El nuncio supo gestionar muy bien la situación. No protestaremos', explicó el cardenal Pietro Parolin, secretario de Estado del Vaticano, en declaraciones al canal católico italiano TV 2000.

El lunes, un grupo de obispos fueron agredidos por seguidores del gobierno y paramilitares cuando llegaban a una iglesia en Diriamba (suroeste), un día después de la incursión de la policía y de grupos armados ilegales a esa ciudad, que dejó unos 14 muertos según grupos de derechos humanos.

'Hay grupos paramilitares que siembran el terror' en Nicaragua, denunció Parolin.

En la comitiva estaban el cardenal Leopoldo Brenes y el nuncio apostólico Stanislaw Waldemar Sommertag, que fueron insultados y agredidos por fuerzas progubernamentales.

Parolin reiteró que la iglesia católica apoya el diálogo en Nicaragua y que sigue dispuesta a servir como mediadora entre las partes, a las que invitó 'a llegar a un compromiso'.

'Deseamos que se reanude el diálogo, pero para ello es necesario que haya voluntad de llegar a un compromiso por parte de ambas partes', dijo Parolin.

Para encontrar una salida a la crisis, la Iglesia nicaragüense propuso adelantar los comicios previstos en 2021 al 2019.

Sin embargo, Daniel Ortega, presidente de Nicaragua desde hace 11 años, se opone a anticipar los comicios.

Las protestas estallaron el 18 de abril. Tras la represión del gobierno se extendieron para exigir la dimisión de Ortega, a quien acusan de haber impuesto una dictadura en Nicaragua.

 

EFE |  La Santa Sede calificó hoy, 16 de agosto de 2018,  de "criminales" los abusos de sacerdotes a menores descritos en un informe de la Corte Suprema del estado de Pensilvania (EEUU) y consideró que "debería haber asunción de responsabilidad" de los abusadores y de quienes "permitieron que se produjeran".

 

Ciudad del Vaticano (AFP) -

El Vaticano afirmó este jueves que siente 'vergüenza y dolor' tras una investigación sobre los abusos sexuales perpetrados por más de 300 curas en Pensilvania, y aseguró que el papa estaba del lado de las víctimas.

'Las víctimas deben saber que el papa está de su parte. Aquellos que han sufrido son su prioridad, y la Iglesia quiere escucharlos para erradicar este trágico horror que destruye la vida de los inocentes', reza el comunicado.

Una investigación de los servicios del fiscal de Pensilvania, publicada el martes, destapó abusos sexuales perpetrados por más de 300 'curas depredadores' y su encubrimiento por parte de la Iglesia católica de ese estado, donde al menos 1.000 niños fueron víctimas de esos actos.

No es la primera vez que un jurado popular publica un informe que desvela escándalos de pederastia en el seno de la Iglesia católica estadounidense, pero jamás se habían revelado tantos casos.

'Curas violaron a niños y niñas, y los hombres de iglesia que eran sus responsables no hicieron nada. Durante décadas', escribieron los miembros del jurado en el informe publicado el martes.

El Vaticano dijo tomar 'muy en serio' el informe y aseguró que 'dos palabras pueden expresar lo que se siente ante esos crímenes horribles: la vergüenza y el dolor'.

'Los abusos descritos en el informe son criminales y moralmente reprobables. Estos hechos han traicionado la confianza y han robado a las víctimas su dignidad y su fe', asegura el comunicado.

El Vaticano recuerda, sin embargo, que la mayor parte de los casos mencionados son anteriores al comienzo de los años 2000, cuando la revelación de varios escándalos llevó a la Iglesia estadounidense a emprender 'reformas'.

La Santa Sede 'empuja a estar en constante reforma y vigilancia en todos los niveles de la Iglesia católica, para garantizar la protección de los menores y de los adultos vulnerables. Subraya también la necesidad de obedecer a la legislación civil, incluida la obligación de denunciar los casos de abusos a menores'.