Ganaderos afirman que brote de brucelosis es más grave de lo que ha anunciado el Gobierno

Productores en la provincia de Chiriquí donde hace varios meses  se han registrado  casos de brucelosis bovina  en diversas  fincas, afirman que el problema por el brote de la  enfermedad es más grave de lo que el Gobierno  ha informado a la población.  

 

La Asociación Nacional de Ganaderos (ANAGAN)  envió una solicitud al presidente de la Comisión de Asuntos Agropecuario de la  Asamblea  Nacional, el diputado Carlos Motta, para que citen al Ministro de Desarrollo Agropecuario, Eduardo Carles y al director de Salud Animal, Eduardo Tello para que rindan un informe sobre lo actuado frente a la urgencia declarada por la diseminación de Brucelosis en Chiriquí.

Aquiles Acevedo, presidente de ANAGAN, señaló que “lo que queremos son medidas más drásticas, el problema es severo y hay un silencio por parte del  Departamento de  Protección de Alimentos y la ciudadanía está asustada con el tema”.

 Según la ANAGAN  hay pocos recursos para atacar este brote que viene  desde hace varios meses, por lo que temen que se convierta en una epidemia que afecte gravemente al sector ganadero.

El titular del MIDA aseguro´ que “los técnicos del ministerio van al área, explican la situación, explican el proceso. Es algo que el productor comprende que es para el mejor estatus sanitario de ellos y del país”.

Carles mencionó que  en los últimos 60 días se han  sacrificado a 117 animales. Sin embargo señala  “esta es una enfermedad que está en cualquier país del mundo y Panamá tiene uno de los más bajos rangos de la región, no llegamos ni al 0.1% del hato ganadero y estas incursiones que se hacen anualmente por el MIDA y su equipo son algo normal”.

 Los productores denuncian que el brote se debe al contrabando de reses a través de la frontera con Costa Rica.

 Por otro lado el ministro de Salud, Miguel Mayo, dijo que  “las cifras se han mantenido. Creo que el MIDA está haciendo el cerco epidemiológico adecuado de los diferentes hatos afectados y haciendo los sacrificios requeridos de animales”.

La brucelosis es una  enfermedad contagiosa que afecta el ganado. Puede trasmitirse a las personas al consumir  productos lácteos sin pasteurizar, inhalación o contacto directo con el animal infectado, provoca fiebre,  dolor  de las articulaciones y fatiga.  Están en mayor riesgos de contagio los veterinarios, productores  de leche, ganaderos,  trabajadores de mataderos y  microbiólogos.