d5e305d777184b4114283bee777936731bfd7d80.jpg

Texas investiga muerte de un niño tras salir de un centro de detención de inmigrantes

Miami (AFP) -

Autoridades del estado de Texas están investigando la muerte de un niño luego de haber sido liberado de un centro de detención familiar de la oficina migratoria estadounidense, donde según los abogados estuvo detenido bajo 'condiciones insalubres'.

Los abogados de la madre dijeron que habían entregado a autoridades estatales información sobre 'un niño pequeño que murió trágicamente tras ser detenido por (la agencia migratoria) ICE en condiciones insalubres'.

Ni las autoridades ni los abogados divulgaron más detalles del caso y no se conocen el nombre del niño, su género, su edad, nacionalidad o fecha y causas de defunción.

'Estamos evaluando el caso y no tenemos más comentarios', indicó la firma legal Arnold & Porter en un comunicado.

Sólo indicó que el niño había estado detenido en el centro de detención en Dilley, al sur de Texas. Se trata de una de las tres instalaciones de ICE que albergan familias.

Portavoces de la Comisión de Salud y Servicios Humanos de Texas (DFPS), así como del Departamento de Servicios para la Familia de Texas (HHSC), confirmaron el viernes a AFP que sus respectivas oficinas investigan el caso.

'Abrimos una investigación ayer (jueves) y está en curso', dijo Patrick Crimmins, del DFPS.

La polémica se atizó esta semana luego de que el diario local The Dallas Morning News reportara el 1 de agosto, citando a abogados migratorios, la muerte de un niño pequeño poco después de haber sido liberado de la custodia de ICE.

La agencia migratoria no respondió solicitudes de comentarios sobre este tema.

'Los informes de que un niño murió bajo la custodia de ICE en Dilley son falsos', escribió la agencia en Twitter la semana pasada.

Los centros familiares albergan niños solamente si forman parte de una unidad familiar. Hasta el mes pasado, los tres centros de detención de este tipo tenían un total de 1.437 detenidos.

El total de inmigrantes detenidos en todas las instalaciones de ICE en Estados Unidos ascendía para el 16 de julio a 44.210.

La política de 'cero tolerancia' implementada este año por el gobierno del presidente Donald Trump aceleró los arrestos en la frontera con México, tanto de los inmigrantes que cruzan ilegalmente como de quienes lo hacen pidiendo asilo.