Un policía en cada ciudadano

El último mes del año también es el periodo de tiempo en el que muchos maleantes quieren hacer fiesta con el esfuerzo y sacrificios económicos de los demás.


Debemos ser cuidadosos en lo que hacemos y decimos cuando estemos en las calles o establecimiento comerciales.

 

Cara vemos corazones no sabemos. Pero también hace falta ese sentido de cuidar a los demás de no permitir que las fechorías puedan culminarse.

La denuncia oportuna es necesaria.

 

Yalena Ortíz
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Twitter: yortizML
Instagram: @yortiz

 

  • Visto: 102