Escrito por el

ML| En los últimos meses del año las personas efectúan mejoras en sus hogares; pensando en ahorrar energía y electricidad en casa, en el mercado panameño encontramos las ventanas oscilobatientes, que pueden permanecer abiertas mientras llueve. Una ventilación natural que ocupa el mínimo de espacio y sin temer que entre el agua.

Esta versión de ventanas combina la abertura practicable con la abertura batiente. “A diferencia de las ventanas corredizas tienen un cierre casi hermético. De este modo, como no hay aire caliente entrando en la estancia, cuando se enciende el aire acondicionado se alcanza más rápido la temperatura deseada y ahorras hasta un 40% de consumo eléctrico”, Marc Altirriba, director Comercial de Alufactory.