Escrito por el

EFE | Ven películas románticas, de acción, infantiles, de ciencia ficción, de súper héroes e históricas. Son las latinas que viven en Estados Unidos, mujeres que se han convertido en el objeto de deseo de los grandes estudios de Hollywood.

Marisela Palacios ha ido al cine ocho veces en las últimas cuatro semanas. Esta venezolana, madre de un adolescente y una niña de siete años, explicó a Efe que es una de las pasiones de su familia y a ella le toca acompañarlos a todos.

"Con Cristina (de 10 años) fuimos a ver 'Miss Peregrine's Home for Peculiar Children' y 'Storks" y con Simón (13), 'Max Steele". También vimos todos juntos 'Queen of Katwe' y 'Middle School: The Worst Days of My Life'.

No hay película que no quieran ver", afirmó. Además, va a ver filmes para mayores con su marido y con las amigas no falla una comedia romántica. "En esta ciudad no hay mucho que hacer, muchos de nuestros planes incluyen una película y una cena", explicó.

Sus palabras confirman las cifras de la Motion Picture Association of America, una organización sin fines de lucro en la que participan los seis estudios cinematográficos más importantes del mundo (MPAA): los hispanos son el grupo demográfico que ve más películas en Estados Unidos.

Mientras que en 2015, el estadounidense promedio vio en el cine 3,8 películas al año, en el caso de los latinos este número ascendió a 5,2, indicaron las estadísticas de 2015 de la MPAA.

De ellos, la mayoría son mujeres. La firma de investigaciones The Wrap reveló que las mujeres latinas son las que más películas ven en el país. "Es una tendencia reconocida y confirmada", aseguró a Efe Marcella Cuonzo, vicepresidente de Allied Hispanic Marketing, firma que trabaja con los estudios de Hollywood para promocionar sus cintas.

"Los latinos son en general el segmento más activo de la taquilla estadounidense y las latinas, en particular, el público que consume películas con mayor diversidad", explicó.

Según el sondeo de The Wrap, el 20 % de las mujeres entrevistadas indicaron que habían visto 8 de las 10 películas más taquilleras del verano de 2013.

"Ninguna otra mujer va tanto al cine y a ver todo tipo de películas", agregó Cuonzo. Para Victoria Alonso, vicepresidente de producción de Marvel Studios, responsable de cintas como "Iron Man", "The Avengers" y "Guardians of the Galaxy", los latinos proceden de "culturas muy diversas" y tradicionalmente son "más abiertos a lo que el mundo tiene que ofrecer".

"Eso nos ha hecho más curiosos", agregó Alonso, quien es además la productora ejecutiva de la nueva película del estudio, "Dr Strange". "Por eso no nos encasillamos a ver uno u otro género", afirmó.

Cuonzo agregó a esto se le agrega el factor cultural. "Los latinos tendemos a hacer las cosas en familia o incluso en grupos de familias, muchos liderados por las madres.

Por eso, la mujer latina ve de todo, porque dentro de los grupos familiares hay muchos intereses y ella es el centro de todo". María Cecilia Toro, directora de publicidad multicultural de Disney Studios, indicó a Efe que con esa premisa en mente han desarrollado estrategias específicas para el mercado hispano, en las que programas de televisión para mujeres tienen un rol esencial.

"En el mercado hispano la mujer es la que toma la mayoría de las decisiones de compra para la familia. Esto incluye las entradas de cine", agregó la experta, quien lidera la campaña en español "Rebeldes Unidos", para promover en el mercado hispano la próxima película de "Star Wars", "Rogue One".

Para Alex Nogales, presidente de la Asociación Nacional de Medios Hispanos (NHMC, en inglés), que promueve el avance de los latinos en los medios de comunicación en Estados Unidos, los estudios tienen bien claro el poder de los latinos en la taquilla. Sin embargo, dijo que ahora lo que hace falta es que se termine de demostrar "que eso de que a los latinos no les interesa verse en el cine es totalmente falso".

Una demostración fue el éxito de "No se aceptan devoluciones", la película del mexicano Eugenio Derbez, que logró recaudar en 2013 más de 44 millones de dólares en el país, lo que la convirtió en la cinta en español más exitosa en Estados Unidos y la cuarta en lengua extranjera, según el medio especializado Box Office Mojo.