Escrito por el

Varios de los imputados en los casos de presunta corrupción en la pasada administración de Ricardo Martinelli, han logrado recibir cambios de medidas cautelares por graves condiciones de salud.

Sin embargo, algunos han tenido que acumular meses, hasta años recluidos en hospitales para que los tribunales consideren la flexibilización de la medida cautelar, diferente a la detención provisional.

Poulett Morales, Mario Martinelli, Luis Carlos Cucalón, Giacomo Tamburrelli, Julio Miller, entre otras personas han recibido medida cautelar de detención provisional. Sin embargo, al transcurrir los días presos sus estado de salud se agravaron y terminaron recluidos en centros médicos. En tanto, uno de los principales autores de revelar los casos de supuesta corrupción, Rafael Guardia Jaén, está desde el 21 de julio del presente año internado en el hospital Santo Tomás con problemas psiquiátricos, renales, afectaciones nerviosas y estomacales. Sin embargo, su defensa, Víctor Orobio, ha pedido arresto domiciliario, pero los tribunales aún no dan respuesta de esta solicitud.