Escrito por el

EFE| La tormenta tropical Otto, que se formó ayer sobre el suroeste del Caribe, se fortaleció hoy con vientos máximos sostenidos de 70 millas por hora (110 km/h) y está a punto de convertirse en huracán cerca de la costa de Costa Rica y Nicaragua.

En su boletín de las 12.00 GMT, el Centro Nacional de Huracanes de EE.UU.(NHC) indicó que Otto, probablemente la última tormenta de esta temporada de huracanes en la cuenca atlántica, se mantiene "estacionaria". Otto se halla a unas 225 millas (360) kilómetros al sureste de la isla de San Andrés (Colombia) y a 335 millas (495 kilómetros) al estesureste de Bluefields, en Nicaragua. Los científicos del NHC, con sede en Miami, advirtieron de que Otto experimentará un "fortalecimiento adicional" en las próximas 48 horas, por lo que se espera que se convierta en huracán mañana. Se encuentra ubicada cerca de la latitud 10,5 grados norte y de la longitud 79,1 grados oeste, y, según un probable patrón de trayectoria, se espera que Otto reanude su marcha esta noche con un giro hacia el oeste en la noche del miércoles. Se ha emitido una vigilancia de huracán (paso del sistema en 48 horas) para la isla de San Andrés. La depresión dejará intensas lluvias de entre 7 y 15 centímetros hasta el miércoles en las islas de San Andrés y Providencia y porciones del centro y oeste de Panamá y el sureste de Costa Rica.

En esta temporada de huracanes en el Atlántico, que comenzó el pasado 1 de junio y concluye el próximo 30 de noviembre, se han formado 15 tormentas tropicales, de las que seis se han convertido en huracanes: Alex, Earl, Gastón, Hermine, Matthew y Nicole.