De azúcar y de sal

Si la sal, consumida en exceso, es permisiva para la salud, el azúcar y todos sus derivados son mortales.

 

En la Asamblea Nacional reposa un anteproyecto de ley para tasar en 8% el impuesto a todas las bebidas azucaradas.
Los santurrones y criticones ya lanzaron un grito al aire.

En todos los países, con sensatez, el plan es obligar a la industria a producir alimentos saludables y que los consumidores modifiquen sus patrones de alimentación diaria.
Bienvenido lo que nos proteja la salud.

 

Imprimir Correo electrónico