Obras públicas o despilfarros

Desde hace décadas los gobiernos denominados democráticos.sse han jactado de hacer obras públicas en diferentes áreas: salud, acueductos, vías, escuelas, puentes etc. Eso está bien, pero lo lamentable es que hay ocasiones en que antes de un quinquenio o algo menos, estas obras presentan deterioros parciales o totales.

Echan por tierra la felicidad inicial de las poblaciones beneficiadas. Debe ser objeto de verdaderas auditorias y sanciones  severas, pues al final se han malgastado fondos públicos. 

 Entiéndase nuestros impuestos. Los responsables principales mandos medios o altos reciben las obras y ordenan su pago. Luego en escaso tiempo las tragedias. Observen con detenimiento con qué frecuencia ciertas  obras de los últimos gobiernos son noticia por su deterioro prematuro y deben los nuevos gobernantes asumir sus reparaciones. 

Las pólizas, garantías, fianzas de cumplimientos etc. son de vida corta. Como que fuesen calculadas para no ser efectivas.  Destacan  obras como potabilizadoras, escuelas, carreteras, centros de salud, Asamblea Nacional, otras instituciones públicas  y un casi infinito etcétera. Más seriedad con nuestros dineros. ¿Es que el gobierno pierde y se ríe?

* El autor es médico.

 

Pin It

Imprimir Correo electrónico

Notas relacionadas