LOGOML

Responsabilidad cívica

La alerta dispuesta por las autoridades para hacer frente a las condiciones climáticas generadas por una tormenta tropical, causante de las lluvias que se registran desde hace varios días - con efectos ya trágicos y lamentables -, debe ser acatada por la población tanto con serenidad como con responsabilidad personal y cívica.

La difusión irresponsable de rumores por las redes sociales y otros medios sobre eventuales desastres es un hecho delictivo que ha de sancionarse de manera drástica, por cuanto solo pueden producir confusión y caos con resultados imposibles de anticipar. De allí la importancia de que el Gobierno oriente con información pronta y precisa, y los ciudadanos presten atención a la comunicación oficial.

Calma, mesura y prevención en el entorno familiar son básicos en circunstancias así, y la fórmula más segura para afrontarlas y superarlas.

ImprimirCorreo electrónico