Escrito por el

El Canal de Panamá reiteró ayer a tráves de un comunicado a las personas que llevan a cabo algún tipo de actividad en el área del embalse Gatún, que deben estar alertas al sonido de las sirenas que indican un derrame inminente de agua. Al escuchar las sirenas, deben salir del río de forma inmediata, y alejarse hacia áreas altas fuera de las planicies de inundación.

En la madrugada de ayer la autoridad inició el vertido preventivo en el embalse Gatún, luego de que se alcanzó y rebasó su nivel máximo de operación, 87.50 pies PLD (Precise Level Datum o Nivel de Referencia Preciso). El embalse Gatún amaneció a 87.95 pies, o sea, 1.68 pie por arriba de la curva guía o nivel en que debería estar para la fecha; mientras que, El Alhajuela asciende a 240.59 pies, 1.66 pie por encima de la curva guía y su nivel máximo operativo es de 252.00 pies PLD.

Estas operaciones de vertido preventivo se hacen para mantener el nivel de los embalses a elevaciones seguras y evitar inundaciones en las áreas de las esclusas, instalaciones del Canal y las comunidades vecinas.

El lago Gatún, con superficie de 436 kilómetros cuadrados, soporta una elevación máxima de 26,70 metros (87,50 pies) y mínima de 24,80 metros (81,50 pies).

Redacción
redacción@metrolibre.com
Twitter: @metrolibrepty
Instagram:metrolibrepty