Escrito por el

En condiciones de riesgo para el país, Pandeportes adelantó el paso el mismo día en el cual su colega Meduca dio uno hacia atrás, cuando decidió cancelar las clases después que los estudiantes ya habían pisado  los planteles.

No funcionan las excusas cuando se entrega a la tempestad a los incautos, aunque es muy claro que la primera medida de responsabilidad pesa sobre quien pone su vida en riesgo.

Tampoco es del todo objetable la difusión de material sin discriminación, pues a falta de información oficial, la informal juega de previsora.